Nuevos Reyes.




Percusión,
ojos de
luciérnaga,
uniformes

y banderas.

Encapuchados
persiguen,
con
sentido
tecnocrático,
la crisálida
negra.

El sonido,

de todos los tiempos

esa gloria mentirosa y el fuego

verde.

En las ocultas

leyes,
el musgo

la oblicua muerte,

la música de sus venas.

Se titula:

Dios
Poder
Fuerza

y es la navaja

sucia,

el grillete

anónimo,
la feroz
denuncia

y el panóptico

de nuestras cabezas...

la fosa,
el mundo,
la rueda.

En la común

sumisión,

todos duermen

el plácido vaivén...


Autor: Daniel Rojas P.

Dejar Comentario

*
Smilies
*
Ingrese el código mostrado.